miércoles, mayo 26, 2010

El Principe de Persia: Las arenas del tiempo

El pasado lunes fuí a ver esta pelicula producida por Jerry Bruckheimer y dirigida por Mike Newell, en la que acción,aventura y romance se entremezclan para formar una buena peli palomitera, de esas de sentarte y disfrutar.

El argumento se centra en Dustan, un joven nacido en las calles, que de niño fue adoptado por el rey al ver en el unas cualidades excepcionales. Este adoraba a su padre adoptivo, y ya de joven demostró que ademas de una increíbles aptitudes, poseía un noble corazón. Sin embargo, tras sufrir una terrible traición a causa de un objeto extraño, se verá obligado a huir y a demostrar no solo su inocencia, sino reparar el daño causado.

Sobra decir que la película esta basada en el videojuego de Playstation 2 de forma bastante fiel, todo hay que decirlo, aunque con las licencias propias de los films.

Jake Gyllenhaal interpreta excepcionalmente el papel del príncipe Dustan, es creíble, y los combates que realiza son rápidos y dinámicos. La película no se entretiene demasiado en grandes viajes, y travesías por el desierto, es más "pim, pam" hale, ya estamos en la ciudad. ¿Que hay que ir a unas ruinas?, "pim, pam", ¡ea!, en las ruinas estamos. En ese sentido es rápida y no se hace para nada aburrida. Mezcla acción, romance y comedia en las proporciones justas para que no decaiga en las 2 horas que dura el film.

El argumento no es demasiado complejo, pero ciertamente en este tipo de cintas no buscamos tramas complejas, profundas o filosóficas, es un argumento correcto, aderezado con unos buenos efectos especiales y una buena banda sonora.
Si eres fan de la saga de videojuegos seguro que te gustará, si no, también podréis disfrutar mucho con "El Príncipe de Persia: las arenas del tiempo"
Justificar a ambos lados

En definitiva, es una película muy al estilo "Piratas del Caribe" pero en el desierto que creo que no os defraudará a ninguno (o al menos eso espero).